UNA LUZ MÁS

Ante los demás nos define lo que hacemos y decimos, pero ante nosotros mismos nos define mejor lo que escribimos.

Del ciego que midió el tiempo en pasos XI (final)

Te lleno los ojos


                         de invisibles cuerpos…


                ondulando con


             un dedo


tembloroso


                     tu voz,


invento una piel a su luz


en las tinieblas,


                    y es mía,


 tu lengua que alumbra en mí


visionarias palabras:


                                            Es un deleite de amar,


desde el ojo-corazón agónico                                            
                                                         del ciego.






Beatriz Osornio Morales, imagen de la red.


6 respuestas a “Del ciego que midió el tiempo en pasos XI (final)”

  1. En la entrada anterior preguntaba J. Antonio García: ¿Y después de la creación qué más? la repuesta es: Después de la creación, más, mucho más- sobre todo, desde el ojo-corazón agónico del ciego.
    Espero que hayan disfrutado el compendio de 11 partes que componen esta rapsodia.

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: